HUELGA DE MAESTROS: Movadef y Patria Roja se disputan control del movimiento magisterial


HUELGA DE MAESTROS: Movadef y Patria Roja se disputan control del movimiento magisterial

El periodista Ricardo Uceda afirma que el Conare está en la disyuntiva de levantar su huelga o insistir, puesto que el gobierno cerrará filas en la posición de no negociar con los maestros del Movadef, "salvo que terminen apoderándose del CEN del Sutep". La huelga de maestros ha evidenciado la intención del Movimiento por la Amnistía y Derechos Fundamentales (Movadef), brazo político de Sendero Luminoso, por convertirse en el principal interlocutor válido del movimiento magisterial ante el Estado. Si lo consigue, Sendero Luminoso -vía el Movadef- podría desplazar de forma definitiva a Patria Roja, conductor de estas protestas desde hace 30 años, señala el periodista Ricardo Uceda en La República.

Los maestros huelguistas fueron convocados por sindicatos regionales del Sutep, al margen del Comité Ejecutivo Nacional (CEN) del gremio, controlado por Patria Roja, agrupación que pide a los maestros asistir a clases. Esto se debe a que el CEN ha llegado a un acuerdo satisfactorio con el Ministerio de Educación, el cual establece que antes del fin de año, el gobierno cumplirá con elevar a dos mil soles el sueldo base de los profesores.

Los tres comités
Según Uceda, existe un Comité Nacional de Lucha influido por el Movadef, otro por Pukallacta y otro por la facción senderista Proseguir, el cual insiste en la lucha armada. Lo tres comités tienen reclamos similares que radican principalmente el aumento de sueldo del maestro a cuatro mil soles. Ya en 2012 encabezaron una huelga de dos meses que se realizó al margen del CEN del Sutep, pero fracasaron, porque el gobierno no reconoció como interlocutores válidos al Comité Nacional de Reorientación y Reconstrucción del Sutep (Conare).

Para el actual paro existen dos Conares, cada uno atribuyéndose autenticidad: uno el influido por el Movaded y otro por Proseguir. Incluso, relata Uceda, iniciaron la huelga en fechas distintas, aunque el primer convocante fue el Suter de Cusco, controlado por Pukallacta, el 12 de junio.

"El resto de sindicatos del país no los siguió, pero como amenazaban con boicotear el Inti Raymi y con tomar Sacsayhuamán y con arruinar la reunión del Gabinete Binacional Perú Chile anunciada para el 7 de julio (que finalmente se realizó en Lima), congresistas de la región y el gobernador, Edwin Licona, hicieron gestiones para que la ministra de Educación viajará desde Lima a dialogar con los cusqueños", señala el periodista.

Debido a que el Minedu no tenía cómo negociar con un sindicato regional, lo que se organizó en Cusco fue una "mesa técnica" convocada por Licona, y en la cual, durante tres días, los representantes de las facciones en huelga y del ministerio conferenciaron sin resultados. Los del Suter, encabezados por Ernesto Meza, querían negociar una plataforma de alcance nacional de 13 puntos, como si fueran el CEN del Sutep. Finalmente, tuvieron que reducir lo negociable a cuatro aspectos, pero exigieron que fuera aceptada la primera de las peticiones antes de que se trataran las otras tres.

De esta manera, el Minedu debía aceptar el pago, en 2017, de los dos mil soles ofrecidos por el presidente Pedro Pablo Kuczynski (PPK) y en el 2018 doblar la remuneración. Sin embargo, Liliana Miranda, quien encabezó la comitiva de representantes de la cartera, señaló que lo requerido estaba fuera de sus facultades. "Hemos ofrecido dos mil. Estábamos llegando a eso y ahora piden cuatro mil. Así no hay forma de conversar", dijo PPK desde Lima, aunque este martes volvió a abrir las puertas del diálogo, pero bajo ciertas condiciones.

¿Quién negocia?
A mediados de de julio, el Conare-Movadef inició su propia huelga con mayor alcance que la cusqueña, ya que controla sindicatos en ocho regiones. También se sumó el Conare-Proseguir. Sin embargo, ahora todos ellos afrontan el mismo problema del 2012: no se sabe con quién negociar. Los miembros del Conare- Movadef lograron que los recibiera la ministra de Educación, Marilú Martens, no obstante, esta funcionaria solo accedió a hablar con dirigentes del Conare que no estuvieran identificados como Movadef.

En aquella ocasión, Pedro Castillo, quien encabezó el grupo, afirmó que ellos desconocían al CEN del Sutep y que su Conare debía ser reconocido como la única dirigencia nacional. "Pidió formalizar una negociación, dejando en claro que aspiraban a una reforma de la Derrama Magisterial, el sistema de pensiones controlado por el CEN del SUTEP. Martens dijo que el MINEDU no reconocía sindicatos, y que aquella era una reunión informativa, no una negociación", escribe Uceda.

A estas alturas de la huelga -apunta el periodista- Conare están en la disyuntiva de levantar su medida o insistir, puesto que el Gobierno cerrará filas en la posición de no negociar con los maestros del Movadef, "salvo que terminen apoderándose del CEN del Sutep, en cuyo caso no le quedaría otro remedio".

En tanto, los líderes de los Conare serán denunciados por daños causados en la paralización magisterial desde junio, bajo el supuesto de que dirigieron una actividad extorsiva, según ha afirmado el viceministro del Interior, Rubén Vargas, quien además ha informado que más de 5 mil maestros firmaron los planillones de inscripción electoral del Movadef en 2011.




Recibe directamente las noticias ingresando tu correo:

(Le llegará un mensaje para confirmar la suscripción.)
Con tecnología de Blogger.