EDUCACIÓN: Los retos en que afrontará el Gobierno de transición de Sagasti



EDUCACIÓN: Los retos en que afrontará el Gobierno de transición de Sagasti
A PESAR DE SER DE POCA DURACIÓN, LA GESTIÓN DE FRANCISCO SAGASTI DEBERÁ EVALUAR SI EL PRÓXIMO AÑO SE RETOMARÁN O NO LAS CLASES PRESENCIALES: Este martes 17 de noviembre, el congresista Francisco Sagasti juró al cargo de presidente de la República y será quien conduzca al país en el periodo transitorio hasta el 28 de julio del próximo año, día en el que el país conmemorará el Bicentenario de la Independencia.

Si bien este 2020 se aproxima a su final, el parlamentario asumió la titularidad del Poder Ejecutivo y con ello, los retos a realizarse al próximo año, en especial cuando la pandemia por el coronavirus aún existe. Uno de los sectores que sufrió el mayor impacto de esta enfermedad fue, sin lugar a dudas, el educativo.

Entre los retos que deberá abordar esta gestión interina en materia educativa están:

1. ¿Clases a distancia o presenciales en el 2021?

El paso de la pandemia por el país obligó al Poder Ejecutivo, entonces dirigido por Martín Vizcarra, a aprobar la disposición de que las clases se realicen de manera remota como medida de prevención frente a la creciente ola de contagios.

Dicha decisión no fue aplicada en todo el país, debido a que en muchas zonas rurales no existe una adecuada red de internet.

Si bien Sagasti Hochhausler solo tendrá un periodo de ocho meses, estará en el cargo en marzo próximo, mes en el que debería iniciarse el año escolar del 2021.

Días antes de dejar el puesto de ministro de Educación, Martín Benavides informó que se diseñaría un "sistema flexible" para el próximo año, que asegure el retorno voluntario y gradual a la presencialidad.

De acuerdo al integrante del Consejo Nacional de Educación Hugo Díaz, se deben modificar las estructuras de las escuelas a fin de evitar los mencionados contagios.

"Para el próximo año, muy posiblemente, cuando empiece el año escolar, vamos a tener la segunda ola en pleno auge y cualquier decisión que se tome, en primer lugar, tiene que tomar en cuenta que hay que hacer inversión sanitaria previa en las escuelas", sostiene.

El concejal también señala que para volver a la presencialidad se debe considerar si los padres están de acuerdo o no. Mencionó que es probable que, por la situación sanitaria, la educación remota continúe algunos meses más.

"En algunos países optan por la presencialidad debido a que hay situaciones que se debe tener en cuenta. Por un lado, los niños estuvieron casi todo el año en sus casas, y entre lo que más extrañan es a sus compañeros y profesores. Reclaman volver a clases. Lo segundo es que, por más esfuerzos que se han hecho, en la mayor parte de las escuelas del país, el modelo a distancia ha sido un paliativo, que no ha suplido al presencial", continúa.

Sobre este reto en su gestión, Francisco Sagasti mencionó en su discurso a la Nación que completarán el proceso de adquisición y distribución de equipos informáticos, y priorizarán un plan acelerado para expandir el acceso a internet en todo el país.

"Solo el 40% de los hogares en nuestro país tiene acceso a internet, recurso esencial para tener clases remotas y trabajar con Aprendo Perú [sic], y esta diferencia en las zonas rurales es más pronunciada, porque solo menos de un 10% tiene acceso", dijo el mandatario.

2. La deserción estudiantil

A finales de setiembre, el Ministerio de Educación informó que al menos 300.000 escolares, cifra equivalente al 15% de la matrícula nacional, abandonaron la educación escolar.

Según explica Díaz Díaz, si bien no hay una cifra exacta de los alumnos que no estudiaron este año, la principal causa sería que no contaron con apoyo, y no solo por no tener con acceso a internet, sino porque el sistema no presencial aún no es el adecuado.

"Los chicos se sienten muy solos y reciben, en muchos casos, solo la estrategia de los profesores, que es simplemente enviar tareas. Los estudiantes a veces no entienden esos problemas. Ahí es donde viene la decepción de lo que están estudiando y el riesgo del abandono", agrega.

Asimismo, en ese mismo mes se conoció que unos 174.000 jóvenes peruanos dejaron sus estudios universitarios, cifra equivalente al 18,6% del total de matriculados.

"Los efectos que tiene esto en el largo plazo son terribles en términos de menores ingresos económicos, dificultades para conseguir empleo, entre otros. A veces solo vemos el corto plazo, pero las consecuencias del coronavirus en el largo plazo son realmente alarmantes", menciona el consejero.

3. La continuidad de la reforma universitaria

El periodo de Francisco Sagasti en el Ejecutivo llegará a su fin al mismo tiempo en el que concluya el de los actuales integrantes del Legislativo, un Poder del Estado en el que en más de una ocasión se ha intentado frenar la reforma universitaria, cuyo principal ente rector es la Superintendencia Nacional de Educación Superior Universitaria (Sunedu).

Según el especialista en materia de educación, Sagasti es un ingeniero que ha dedicado su vida al ámbito educativo, por ello, se podría estar seguro de que continuará con la ley de reforma universitaria.

Al respecto, el jefe de Estado de transición manifestó este lunes que una de las prioridades de su Gobierno es el fortalecimiento de la educación superior y de la Sunedu.





Recibe directamente las noticias ingresando tu correo:

(Le llegará un mensaje para confirmar la suscripción.)
Con tecnología de Blogger.