UNESCO impulsa la recuperación psicológica de niños damnificados - www.es.unesco.org


UNESCO impulsa la recuperación psicológica de niños damnificados - www.es.unesco.org

EJECUTA ESTRATEGIA QUE FAVORECE A 500 MENORES EN PIURA: Mediante el arte, la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco), la UGEL y comunas de la zona atienden a más de 500 niños de Parachique-La Bocana para que dejen atrás episodios traumáticos de sus vidas.

Caled tiene apenas 5 años y es de Parachique-La Bocana. Recuerda, en su corto lenguaje, casi todo lo que vivió junto con su familia en las pasadas e intensas lluvias de El Niño Costero, ocurrido durante los primeros meses de este año. Rememora a sus mascotas llorando de miedo, vienen a su mente los helicópteros trayendo ayuda, recuerda las inmensas lagunas afuera de casa, así como a sus papás y a él rezando para que pasen rápido los truenos y relámpagos.

Los pobladores de la comunidad donde vive Caled, ubicada en la provincia de Sechura, Piura, sufrieron la inundación y el colapso de sus viviendas. Decenas de casas de los asentamientos humanos quedaron inundadas con el agua que llegaba hasta más arriba de las rodillas. La pesca y exportación de la concha de abanico, principal actividad de la zona, resultó disminuida casi al 100% debido a la desaparición de este molusco por efecto de las precipitaciones.

Efectos

En el sistema educativo el panorama no fue más alentador. Tal como Caled, cientos de estudiantes de Parachique-La Bocana no solo interrumpieron sus clases, sino que también pasaron por los episodios más críticos y traumáticos que hayan vivido alguna vez en sus cortas vidas. El fenómeno climático llenó de ansiedad y depresión a muchos de ellos, que empezaron a retratar en sus dibujos cuadros llenos de inundaciones, casas derrumbadas y hasta mascotas muertas, todos en colores grises y oscuros.

Los efectos traumáticos han sido amplios en la región Piura, que sufrió el peor embate climático de su historia que se tenga conocimiento.

Es a raíz de este escenario que la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco) en el Perú, junto a sus aliados, inicia una estrategia de recuperación socioemocional, que tiene como objetivo mejorar la situación socioemocional de los miembros de la comunidad educativa de las zonas afectadas por la emergencia, fortalecer sus capacidades y resiliencia, mediante actividades culturales y artísticas.

Un equipo humano y profesional se abocó en los meses subsiguientes del fenómeno climático a poner en marcha, en esta zona afectada, esta estrategia, que incluía la capacitación previa de directoras, profesoras, promotores, artistas y artesanos de Sechura y Piura en la metodología de la Terapia de Artes Expresivas; para después, en una segunda etapa, aplicar las mismas técnicas en más de 500 niños del nivel inicial de las instituciones educativas y del Programa no Escolarizado de Educación Inicial (Pronoei) de Parachique-La Bocana.

A esta estrategia se le denominó "Arte que nos fortalece', en referencia a todas aquellas expresiones artísticas que se usarían en las sesiones con los niños, a fin de que fortalezcan su espíritu más creativo y liberador. La estrategia propone que los menores puedan explorar con los sentidos, mediante el movimiento, la música y las artes visuales, generándose lenguajes alternativos que los ayuden a dar forma a la emergencia vivida.

En total, se capacitó a 68 directoras y 43 profesoras de inicial en Parachique-La Bocana, además de 35 promotores culturales, entre ellos artistas en pintura, música, teatro, danza de Sechura y Piura.

Organizaciones

Entre los participantes hubo dos puntos de cultura (Cuarta Pared y Cinetiquetas), que apoyaron mucho al buen desenvolvimiento de las sesiones. Un punto de cultura es una organización cultural sin fines de lucro que se encuentra registrada y reconocida por el Ministerio de Cultura.

"Nuestros promotores culturales han ofrecido las experiencias más enriquecedoras, a nivel cultural y artístico, a niños y niñas. Hubo una reacción muy positiva de todos los alumnos participantes, que se ha notado en una comunicación muy espontánea de sus sentimientos y expresiones. Vamos viendo cómo los niños van soltando estas emociones contenidas", sostiene la coordinadora del proyecto en Piura "Arte que nos fortalece', Diana Aguirre.

Líderes

Han sido 35 promotores culturales que lideraron estos impactos positivos en esta comunidad, entre pintores, danzantes, actores, artesanos y músicos. Ellos viajaron hasta Parachique-La Bocana, cada semana, para ofrecer todos sus conocimientos y experiencias más alentadoras a niños y niñas.

Los resultados saltan a la vista en cada sesión con los promotores culturales y las profesoras de apoyo. Los alumnos esperan con mucho entusiasmo a sus nuevos profesores, como así los llaman ahora; porque saben que se van a divertir con el dibujo y la pintura, porque saben que serán escuchados gracias al teatro, porque saben que van a liberar su alma cuando la música suene nuevamente y deleite sus sentidos.

Promotores

Muchos de los promotores, como Iván Paiva Pazos, vinieron de comunidades cercanas al proyecto, como Cristo Nos Valga, de la misma Sechura. Él es un artista de 23 años que fundó hace cinco años la fraternidad cultural artística Pasión, Fuerza y Tradición, que se dedica a promover las danzas folclóricas locales. "A pesar de la falta de presupuesto, logramos importantes reconocimientos de danzas en el ámbito local. Ahora nuestro nuevo reto ha sido para con los niños de Parachique, a los que fortalecimos con nuestro arte en cada sesión. Ha sido un aprendizaje mutuo del que nos hemos beneficiado también nosotros como seres humanos", afirma. Alexandra Vargas Calle, estudiante de psicología y actriz del punto de cultura Cuarta Pared, en Piura, hizo uso de las herramientas que le ha dado el teatro para llegar al alma de los niños participantes del proyecto. Ella cree en el poder transformador de las artes.

"Logramos una sintonía psicológica y emocional increíble con los niños. Ellos han actuado en completa libertad, y no les pusimos limitaciones artísticas".

Apoyo

Desde el inicio, esta iniciativa de la Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura contó con la participación muy activa de una serie de instituciones y personas que la hicieron posible en el terreno.

Participaron y apoyaron la estrategia de manera directa la Unidad de Gestión Educativa Local (UGEL) Sechura, la Municipalidad Provincial de Sechura y la Municipalidad Delegada de Parachique.

Cifras

600 colegios resultaron afectados en el norte del país a raíz del fenómeno.

200 mil alumnos tuvieron que dejar de ir a clases y se postergó el año escolar.




Recibe directamente las noticias ingresando tu correo:

(Le llegará un mensaje para confirmar la suscripción.)
Con tecnología de Blogger.